¿Muchos selfis? Eres visto como desagradable y poco exitoso


Rating : by 0 users

La obsesión de tomarse autorretratos y publicarlos en las redes sociales puede ser más dañino para la imagen personal de lo que se piensa. Una investigación realizada por sicólogos de la Washington State University concluyó que publicar demasiados autorretratos en Facebook o Instagram puede ser muy dañino para la imagen personal.

La mayoría de usuarios de redes sociales suele tener entre sus amigos a más de alguno que se la pasa subiendo una gran cantidad de selfis a cualquier hora del día. Son esas personas a las que les fascinan, de sobremanera y a toda costa, que sus seguidores aprecien su actual aspecto o se den cuenta de lo que hacen en la mañana, en la tarde, en la noche y hasta en la madrugada. Es esa gente que, celular en mano o en  el “selfie stick”, extienden sus brazos para captar el momento en que comen, descansan, trabajan, hacen ejercicio, están enfermos, disfrutan de un espectáculo o un paseo… ¡registran todo!
Esa obsesión de tomarse constantemente autorretratos y publicarlos en Facebook, Instagram, Twitter o cualquier otra red social puede ser más dañino para la imagen personal de lo que se piensa. Así lo señala una investigación realizada recientemente por psicólogos del Washington State University (WSU).
El estudio, publicado en Journal Research of Personality, señala que los selfis tienen un impacto negativo en la imagen que una persona tienen de otras. Por supuesto, esto no es que sea algo consciente, sino la primera impresión que se tiene al verlas.
Según el trabajo, quienes publican autorretratos suelen ser vistos como menos agradables. Además, a esto se le suma ser vistas como menos exitosas y más inseguras.
Chris Barry, uno de los investigadores y autor principal del trabajo, contó al sitio de WSU que hace cinco años comenzó a estudiar los posibles vínculos entre la personalidad de alguien y su actividad en Instagram.  Barry señaló que la idea más aceptada era que la gente que se hacía muchos selfis eran narcisista.
Fue así como decidió comprobar si de verdad había algún efecto negativo. Se dispuso entonces a hacer un particular experimento con las impresiones de las demás personas.
En el estudio, primero participó un grupo de 30 estudiantes universitarios, los cuales llenaron un cuestionario de personalidad y estuvieron de acuerdo con seleccionar 30 de sus propias fotos de Instagram. Estas imágenes fueron divididas entre selfis o tomadas por alguien más, así como lo que mostraban en ellas: apariencia física, eventos, actividades…
Luego, un segundo grupo de 119 estudiantes de otra universidad se unió al estudio. A ellos se les pidió calificar las fotos del primer grupo con 13 atributos específicos. Entre estos estaban autoestima, éxito, vanidad, etc.
Los resultados fueron precisos y muy interesantes. Aquellos sujetos que tenían fotos tomadas por alguien más eran vistos de una manera positiva, se les calificaba con alta autoestima, de aventureros, no solitarios, más exitosos y de mejores amigos. Para los que subían selfis era todo lo contrario, eran percibidos como narcisistas, inseguros, desagradables, etc. Esto era peor para los que tenían fotos enseñando músculos frente al espejo.
Según los investigadores, este particular agrado por las fotos que no son tomadas por sí mismos se debería a que se ven más naturales. Básicamente, hay más chances de ver a una persona como en la vida real. *AFRT


Email This Article To A Friend - Print This Article
Articles can be E-mailed to a friend and you can get printable versions of your articles.
Use your own buttons and links!

Related Articles :
No Related Content Found - No encontramos articulos relacionados


Submit Your Comment

Your Name :
Your E-mail :
Comment :
 

Comments

Estos son los comentarios para este Articulos - Dejenos su propia opinión

  1.  

    Current Comments